Tag

CSC Uruguay archivos - CSC | Cibils Soto Consultores

Brasil, Argentina y China principales proveedores para enfrentar el COVID-19.

By #MonitorComex

El pasado 23 de marzo de 2020, el Ministerio de economía y finanzas dispuso un régimen especial de importación, libre de todo tributo, y mediante simplificado una lista de insumos que podrán cubrir la demanda interna desde el exterior a causa de la pandemia por el COVID-19.

La canasta de artículos definida por el gobierno incluye oxígeno, hisopos, jabón en barra y líquido, alcohol en gel, bolsas de residuos rojas, guantes, túnicas, sobre-túnicas, zapatones, mascarillas, gorros, lentes, respiradores, aparatos de reanimación, termómetros, saturómetros y camas de CTI.

Con datos cerrados al 26 de marzo, no se había verificado un incremento significativo en la importación de estos bienes, lo que supone «pocas evidencias de que en Uruguay los diferentes sectores hayan actuado con previsión en este tema» más allá que alguno items puedan ser de fabricación nacional, según el Cr. Marcos Soto, socio de CSC.

En efecto, si se comparan montos totales importados para esa canasta de productos en los tres primeros meses del 2019 versus el período de referencia indicado para este año, se verifica un descenso del 29%, ya que han descendido desde los USD 9.2 millones a USD 6.5 millones.

Si se analiza por volumen o cantidades se encuentran efectos contrapuestos, lo que puede estar indicando notorios descensos de precios promedio en las adquisiciones.

Los principales orígenes de los bienes que integran la canasta definida son Brasil (30%), Argentina (29%) y China (16%).

Exportaciones de cítricos, con leve mejora, pero aún en mínimos.

By #MonitorComex

Las exportaciones de cítricos cortaron su tendencia a la baja durante el año 2019. Hay que recordar que el 2018, había sido el peor año desde 2007. Según datos de las Dirección Nacional de Aduanas, procesados y analizados por el MonitorComex de CSC.

Las colocaciones al exterior de los cítricos exportados por nuestro país (naranja, limón, mandarina y pomelo) alcanzaron los USD 62,20 millones durante el 2019. Esta cifra implicó una estabilización respecto al año anterior. Si ampliamos el rango de comparación se verifica una caída del 22% en comparación con el 2017 cuando las colocaciones alcanzaron los USD 80 millones y un 47% si lo comparamos con las exportaciones realizadas en el 2014 (USD 91,7 millones).

Las cantidades colocadas se incrementaron un 7,24% de las 83.350 toneladas exportadas durante el 2018 a las 89.380 toneladas exportadas en 2019. Muy lejos de los máximos históricos. En 2014 se habían exportado casi 120.000 toneladas y en el 2007 algo más de 147.000.

En cuanto a los precios promedio pactados se verificó un descenso de 4,72% en 2019 (USD 695 por tonelada) en comparación con el año anterior. Desde el año 2012 no se verificaban precios promedio tan reducidos.

Las exportaciones de cítricos Uruguayos alcanzan a más de 30 destinos. Tres mercados representan el 67% de las colocaciones durante el 2019: EEUU 28%, Unión Europea 24% y Brasil 15%. Esto implicó mayor diversificación por mercados, ya que estos destinos representaban el 85% el año anterior. Rusia y Canadá son dos destinos que han mostrado dinamismo, incrementando su participación relativa.

El principal exportador de cítricos pasó a ser Azucitrus SA, desplazando a Citrícola Salteña SA (Caputto) quien fue el segundo exportador del rubro.

«Como en la mayoría de los items productivos del Uruguay, producción citricola debe buscar su sustentabilidad y desarrollo en mercados externos. La pérdida del acceso a la Unión Europea vía el sistema generalizado de preferencias (SGP) fue un obstáculo. Se debe procurar mayor apertura de este mercado así como el de EEUU. También pueden ser relevantes otros destinos alternativos en la medida que el MERCOSUR alcance un acuerdo con Canadá por ejemplo» opinó el Cr. Marcos Soto socio de CSC Uruguay.

Régimen de sociedades anónimas simplificadas (SAS)

By Noticias

REGLAMENTACION DE LAS SOCIEDADES ANONIMAS SIMPLIFICADAS – DECRETO N° 399/2019

El pasado 23 de diciembre de 2019 el Poder Ejecutivo emitió el Decreto 399/019 (en adelante el “Decreto”) reglamentario de la Ley 19.820 de Promoción de Emprendimientos que, entre otras cuestiones, creó un nuevo tipo societario: las Sociedades por Acciones Simplificadas (en adelante “SAS”).

A continuación haremos una breve descripción de los aspectos societarios y tributarios más trascendentes de esta nueva regulación que, según se prevé, comenzará a regir el 1° de enero de 2020.

1.- Proyecto de SAS Digital (Capítulo I)

Se crea el proyecto “SAS Digital”, que estará a cargo de la Agencia para el Desarrollo del Gobierno de Gestión Electrónica y la Sociedad de la Información y del Conocimiento (AGESIC).

El fin de dicho proyecto es implementar una plataforma tecnológica para los trámites de constitución y registro de las SAS, de forma completamente digital. El artículo 1 del Decreto establece los cometidos de la AGESIC en este sentido, entre los cuales se encuentra establecer el diseño de los trámites en base al Modelo de Trámites en Línea y las normas técnicas y regulaciones pertinentes, además de prever los procedimientos necesarios para la interoperabilidad de los organismos involucrados en el trámite de constitución y registro, entre otros.

El artículo segundo del Decreto crea, en el marco del proyecto “SAS Digital”, un Comité de Dirección integrado por representantes de distintos organismos (MEF, DGI, AIN, Transforma Uruguay, DGR, BPS y AGESIC). Dicho Comité tendrá un plazo de 120 días desde la publicación del Decreto para definir los procedimientos y adecuaciones necesarias para los trámites de constitución y registro en las instituciones involucradas.

2.- Procedimiento transitorio de constitución (Capítulo II)

No obstante lo anterior, el Capítulo II del Decreto establece algunas adecuaciones, mientras no esté operativa la plataforma digital, a los efectos de asegurar la regular constitución de las SAS en el menor tiempo posible:

a) El control de homonimia previsto en el literal B) del artículo 12 de la Ley 19.820 será realizado por el Registro de Personas Jurídicas- Sección Registro Nacional de Comercio, siguiendo el procedimiento establecido en el artículo 47 del Decreto 99/998.

b) El Registro de Personas Jurídicas- Sección Registro Nacional de Comercio realizará la calificación de los estatutos de las SAS en un plazo no mayor a 5 días hábiles, en los casos en los que se empleen los modelos de contratos que estarán a disposición en la página web de la Dirección General de Registros (DGR). A efectos de cumplir con dicho plazo, la DGR implementará un sistema electrónico de agenda para la inscripción de las SAS.}

c) Una vez levantadas todas las observaciones (con excepción de la inscripción en el RUT), el Registro de Personas Jurídicas- Sección Registro Nacional de Comercio pondrá a disposición de la DGI, por medios electrónicos, las denominaciones de las SAS alcanzadas por este literal.

d) Para culminar el trámite, la SAS deberá inscribirse en el RUT de la DGI.

e) La DGI remitirá diariamente, y por medios electrónicos, los números de inscripción en el RUT de las SAS al Registro de Personas Jurídicas- Sección Registro Nacional de Comercio, para el levantamiento de la observación correspondiente, así como a la AIN.

Por último, el artículo 3 prevé que la DGR podrá prescindir del control de los certificados de entidades públicas y su vigencia, cuando la información contenida en éstos pueda obtenerse directamente de los registros de las citadas entidades.

Es importante mencionar que la DGR pondrá a disposición modelos de contratos que podrán ser empleados en forma facultativa por los interesados. El uso de los modelos sin modificaciones ni adiciones, salvo los expresamente previstos, garantizará la calificación registral en el plazo de 5 días hábiles.

3.- Regularización y conversión de otras empresas en SAS (Capítulos III y IV)

Es posible convertir otra empresa en SAS, sea que se regularice la situación de una sociedad irregular, de una sociedad de hecho; o bien que se convierta una empresa unipersonal. A ello refieren los Capítulos III y IV del Decreto.

El artículo 6 del Decreto dispone que las sociedades irregulares y de hecho (reguladas en la Sección V del Capítulo I de la Ley 16.060), podrán regularizarse adoptando la forma de SAS, conforme a lo previsto en el artículo 42 de dicha ley.

Los titulares de empresas unipersonales podrán transferir su giro, en un solo acto, total o parcialmente a una SAS, la cual lo sucederá en sus derechos y obligaciones. Para que opere la conversión, es condición que el titular de la empresa unipersonal sea el único accionista de la nueva sociedad al momento de la conversión y que la empresa unipersonal esté registrada como tal ante los organismos recaudadores.

La resolución de optar por la conversión conteniendo el texto del estatuto que habrá de regir la SAS, deberá adoptarse por el titular de la empresa unipersonal y documentarse a través de una declaratoria en escritura pública o en documento privado, con firma certificada. Se aplicará el proceso previsto para la constitución establecido en el artículo 3 del Decreto, y ya descripto en el apartado anterior.

Asimismo, en este caso de conversión de empresas unipersonales a SAS se cuenta con 30 días desde la fecha de inscripción en el Registro de Personas Jurídicas – Sección Registro Nacional de Comercio para proceder a la inscripción en el RUT, el que le dotará de un nuevo número. A tales efectos, entonces, esta conversión -cuando es total- implica la clausura de la empresa unipersonal.

Se deberá elaborar un inventario detallado de los bienes, derechos y obligaciones objeto de la transferencia, que deberá protocolizarse ante Escribano Público y presentarse conjuntamente con el estatuto social al momento de la inscripción en el Registro.

En caso de incluir activos no dinerarios por un valor superior a UI 2:500.000 (aproximadamente USD 280.000), de acuerdo a las reglas de valuación del IRAE, la Secretaría Nacional para la Lucha contra el Lavado de Activos y el Financiamiento del Terrorismo (SENACLAFT), podrá establecer requisitos adicionales de información para este tipo social, en función de los análisis de riesgo que dicho organismo realice.

Los bienes que se transfieran a través de la conversión deberán encontrarse afectados íntegra y exclusivamente al giro de la empresa unipersonal y deberán transferirse al momento que se convierta y aporte a la sociedad.

El artículo 10 establece que, si la conversión comprendiera bienes o derechos registrables, la enajenación mediante el aporte correspondiente se inscribirá en el Registro correspondiente. En todos los casos, deberá cumplirse con las formalidades y controles que corresponden a dichos bienes o derechos.

4.- Capital (Capítulo V) Y Controles ante la AIN (Capítulo VI) 

El capital suscrito e integrado al que refiere el literal F) del artículo 122 de la Ley 19.820 será únicamente el capital suscrito e integrado al momento de la constitución de la SAS, pudiendo establecerse en una disposición transitoria de los estatutos o contrato social.

En caso de aumento de capital social, no se exigirán las suscripciones e integraciones mínimas previstas en el artículo 153 de la Ley 19.820. No resultará de aplicación a las SAS la reducción obligatoria de capital social prevista en el inciso primero del artículo 2904 de la Ley de Sociedades Comerciales (16.060).

El control de los mínimos de capital exigidos por la Ley 19.820 corresponderá al Registro

de Personas Jurídicas- Sección Registro Nacional de Comercio.

El artículo 13 dispone que los aportes que los accionistas o terceros efectúen a cuenta de

futuras integraciones de capital conformarán el patrimonio de la sociedad, y deberán documentarse, indicando:

a) Datos identificatorios de los aportantes.

b) Indicación de calidad de terceros, accionista de la sociedad o de su controlante o controlada.

c) Características y monto del aporte, individualizándose de conformidad con las Leyes 16.060 y 19.210.

d) Plazo para la capitalización, que no podrá exceder de 24 meses. Adquirirán el carácter de aportes irrevocables desde la resolución del órgano de administración que los acepte como tales. Dicho órgano deberá en el plazo mencionado obtener la aceptación para capitalizarlo por parte de la asamblea de accionistas o quien haga sus veces conforme a lo establecido en los estatutos sociales; en caso contrario o si hubiera vencido el plazo de 24 meses sin aceptación, deberá restituirse al aportante, sin intereses salvo que otra cosa se hubiera pactado. Dichos aportes serán computados a los solos efectos de la aplicación de las normas que fijan límites o relaciones entre las participaciones y el capital integrado. El aportante tendrá derecho a requerir al órgano de administración que la capitalización de su aporte se incluya en el orden del día de las asambleas hasta el vencimiento del plazo, o hasta la restitución de su importe. e) En caso de haber transcurrido el plazo de 24 meses, o no habiendo sido aceptado los mismos por la asamblea o quien haga sus veces según los estatutos sociales, los aportes irrevocables serán un pasivo social.

La Ley sobre SAS (19.820) previó un control especial para aquellas SAS que tuviesen ingresos anuales que superen las 37.500.000 UI (aproximadamente USD 4.000.000).

Conforme al Decreto, estas SAS estarán obligadas a comunicar ante la AIN:

a) Las integraciones de capital efectuadas por nuevos aportes.

b) Las reducciones de capital integrado.

c) El rescate o amortización de acciones.

d) El reintegro de capital.

e) Los supuestos en los que se genere derecho de receso, cuanto éste pudiera derivar de alguno de los actos citados en los literales anteriores.

f) Deberán comunicar anualmente a la AIN, dentro del plazo de 180 días corridos a partir del día siguiente a la fecha de cierre del ejercicio económico, las modificaciones de capital integrado y el cumplimiento de la Ley 19.484.

La AIN, por Resolución fundada, establecerá la forma y condiciones en las que deberán realizarse las comunicaciones, así como los criterios técnicos para el control de las SAS cuando correspondiere.

El Decreto dispone que se aprueban como normas contables de aplicación obligatoria para

las SAS, los cuerpos normativos aplicables a las sociedades comerciales. Por otra parte, las SAS comprendidas en la obligación de registrar sus estados financieros (ante el Registro de Estados Contables a cargo de la Auditoría Interna de la Nación), deberán hacerlo en las mismas condiciones establecidas para las sociedades comerciales.

Por último, se dispone que serán de aplicación a las SAS los controles previstos en las

Leyes 19.210 (Ley de Inclusión Financiera) y 19.574 (Ley Integral contra el Lavado de

Activos) y sus modificativas.

En los casos en que las SAS reciban ingresos superiores a UI 4:000.000 (aproximadamente USD 450.000) al cierre de cada ejercicio anual o devinieren titulares de activos situados en territorio nacional por un valor superior a UI 2:500.000 (aproximadamente USD 280.000), la SENACLAFT podrá establecer requisitos adicionales de información, en función de los análisis de riesgo que realice.

5.- Aspectos Tributarios regulados en el Decreto (Capítulo VII)

En lo que refiere a los aspectos tributarios, se prevén disposiciones específicas y aplicables a las SAS; se establece, asimismo, un régimen especial para la conversión de empresas unipersonales a SAS; y se regula la exoneración dispuesta para las conversiones de empresas unipersonales en SAS, que se realicen en los próximos 12 meses y cumplan con algunas condiciones.

– Aspectos tributarios de las SAS

En lo que respecta a los aspectos tributarios más significativos, la Ley sobre SAS ya había

previsto que a estas sociedades les corresponde el mismo tratamiento tributario que a las

sociedades personales y, en caso de enajenación de acciones, se tributará igual que una

sociedad anónima.

En cuanto a la tributación por IRAE, dado el tratamiento similar a las sociedades personales, se podrá aplicar el régimen de fictos hasta el monto máximo de UI 4.000.000, es decir que estas sociedades, a diferencia de las S.A., pueden optar por no tributar con contabilidad suficiente hasta el monto máximo antes indicado.

En reafirmación de lo anterior, el Decreto establece expresamente que las SAS son contribuyentes de IRAE, de IVA y de Impuesto al Patrimonio.

Como aspectos de trascendencia en lo que respecta al régimen tributario de las SAS, y además de los ya nombrados, se prevén los siguientes:

a) Los aportes irrevocables que la SAS reciba a cuenta de futuras integraciones de capital se computarán como pasivo a los efectos del IRAE si transcurrido el plazo de 24 meses desde la aceptación por el órgano de administración de la SAS, no hubieran sido aprobados por la asamblea de accionistas.

b) El régimen previsto en el artículo 32 del Decreto 150/007, sobre deducción de sueldos patronales para el IRAE, les será aplicable a los directores o administradores de SAS, en tanto tengan la calidad de accionistas.

c) Las rentas de trabajo derivadas de actividades amparadas por cobertura provisional del BPS, y abonadas a directores o administradores de las SAS, que sean residentes fiscales uruguayos, se computan como rentas de trabajo dependiente, a los efectos del IRPF.

– Tratamiento tributario aplicable a la conversión de empresas unipersonales en SAS

Para el caso de conversión de empresas unipersonales a SAS se establece que si esta conversión del giro es total (a título universal), importará el cierre del ejercicio económico del sujeto pasivo, quien deberá presentar la declaración jurada y abonar la totalidad de los tributos resultantes. Asimismo, si por ello surgiere un excedente de IVA, el contribuyente podrá transferirlo a la nueva sociedad, en los términos y condiciones que a tales efectos fijará la DGI.

Asimismo, cuando la transferencia es total, se puede optar por no computar el valor llave correspondiente, siempre que la conversión se realice sin el propósito de producir un resultado económico, esto es, siempre que no se realicen transferencias de acciones durante el transcurso de un lapso no inferior a dos años contados desde la fecha del contrato correspondiente.

Si se verifica un incumplimiento a esta condición, la transferencia tendrá el tratamiento tributario correspondiente al régimen general y, en caso de que corresponda tributar IRAE e IVA por el valor llave, dichos tributos se abonarán actualizados por la evolución de la Unidad Indexada entre la fecha de su acaecimiento y la de la configuración del incumplimiento.

Cuando la transferencia es parcial, la empresa unipersonal liquidará los impuestos correspondientes en el régimen general aplicable a cada uno de ellos. Para estos casos, el Decreto incluye al supuesto de conversión de empresas unipersonales en SAS en lo previsto en el artículo 72 del Decreto 150/007 sobre valuación de bienes en empresas sucesoras, el que permite a la sucesora mantener el valor fiscal de los bienes de la antecesora, los regímenes de valuación y amortización, así como el cómputo de los plazos para aplicar las normas sobre malos créditos. A su vez, esta disposición también prevé que el valor llave se constituye como la diferencia entre el precio de venta y el valor fiscal de los bienes transferidos, si aquél hubiera significado una inversión real para la empresa sucesora.

– Régimen de exoneración especial aplicable a la conversión de empresas unipersonales en SAS (por los próximos 12 meses y sujeto a algunas condiciones)

Por otra parte, el artículo 48 de la Ley sobre SAS (19.820) había previsto un régimen transitorio de exoneración de impuestos (IRAE o IRPF, IVA incluido el valor llave e ITP) para estos supuestos de conversión total (a título universal) de empresas unipersonales a SAS.

El Decreto regula y agrega algunos aspectos especiales para quedar comprendido en este régimen. En síntesis, la exoneración se aplica siempre que acumulativamente:

– Se trate de una persona física residente fiscal en Uruguay que desarrolle a título personal actividades comerciales, industriales o de servicios.

– Se encuentre en situación regular de cumplimiento con las obligaciones tributarias ante DGI y BPS. El Decreto prevé que esta condición se demuestra con la obtención de los certificados único de vigencia anual expedido por la DGI y común por BPS, correspondientes a la empresa unipersonal y vigentes a la fecha de la conversión.

– Que transfiera o integre su giro en una SAS de su exclusiva titularidad.

– Que la transferencia se realice a título gratuito o, en su caso, como integración de capital, teniendo como única contraprestación la emisión y entrega de acciones de la SAS.

– Que la transferencia se realice dentro de los 12 meses a contarse a partir del 1º de enero de  2020.

– Que en el plazo de dos años posterior no se transfieran las acciones de la SAS6. En este caso, si se transfiriesen las acciones, corresponderá reliquidar los tributos aplicables y abonarlos a la DGI dentro del mes siguiente a este hecho que motivó la pérdida de la exoneración. El Decreto agrega que el contribuyente puede optar por determinar los tributos a reliquidar actualizados por la evolución de la Unidad Indexada, en lugar de la aplicación de sanciones por mora.

Asimismo, se agrega que la exoneración de ITP lo es para la parte vendedora y compradora y comprende la enajenación de bienes inmuebles, de derechos de usufructo, de nuda propiedad, de uso y habitación, y la cesión de promesas de enajenación de dichos bienes.

Por otra parte, se aclara también que las transferencias originadas en las conversiones exoneradas no se tomarán en cuenta a efectos de determinar el monto deducible de gastos indirectos en la liquidación de IRAE, ni para la deducción de IVA incluido en las adquisiciones de bienes y servicios que integren directa o indirectamente el costo de dichas transferencias.

Por información adicional o complementaria le pedimos que se comunique con nosotros a nuestro mail: info@csconsultores.com.uy

Mercado del cuero en tormenta perfecta

By #MonitorComex

Las exportaciones de cuero desde Uruguay han caído de forma sostenida en los últimos años, a consecuencia de una especie de tormenta perfecta para el sector.

La caída se verifica fundamentalmente por el fuerte descenso del precio internacional del cuero bovino, en mínimos históricos desde la crisis internacional de 2008.

Este escenario corresponde analizarlo tanto del lado de la oferta como desde la demanda.

Al analizar los factores que pueden explicar esta compleja situación desde la demanda, se encuentra de forma inequívoca, la competencia de los sustitutos sintéticos. En general a costos inferiores y acabados cada vez mejor logrados a su vez el cuero sintético encuentra hoy mayores niveles de aceptación vinculados a tendencias naturista.

Adicionalmente, se ha estado registrando una importante caída en la fabricación de coches de lujo (entre un 10% y 15% en el último año)* y decisiones de fabricantes de calzado deportivo masivo de abandonar el material definitivamente, sustituyendo por sintéticos reciclados.

Las regulaciones ambientales han jugado su partido, A estos cambios en el consumo, se suma el cierre de curtiembres artesanales en China, producto de las crecientes regulaciones ambientales.

A restricciones en la demanda se le suma una creciente oferta. Hay que recordar que el cuero es un subproducto de la industria frigorífica. Al haberse verificado incrementos en la demanda de carne, y por consiguiente incrementos en la faena, resulta una mayor oferta de cueros.

Una mayor oferta y una menor demanda, crean una tormenta perfecta para el sector de curtiembres que ve cómo el precio del producto no encuentra mínimos.

Este contexto internacional, no le es ajeno a la producción nacional. De hecho las exportaciones han mostrado un descenso continuo durante los últimos 5 años, explicado casi en su totalidad por la caída del precio.

El 75% de las exportaciones actuales de cueros nacionales están concentradas en sólo cinco destinos: Tailandia (25%), China (20%), México (18%), EEUU (7%) y Brasil (5%).

A su vez, el 80% de las exportaciones la realizan sólo tres exportadores: Paycueros (48%), JBS (20%) y Bader International (12%).

Se acentúa caída en la recaudación de la Aduana

By #MonitorComex

La recaudación de la Dirección Nacional de Aduanas (DNA) o la “segunda caja” del Estado, recaudó durante lo que va de 2019, 12,5% menos medida en dólares estadounidenses que en igual período de 2018 y alcanzó los US$ 1.990 millones frente a los US$ 2.274 millones del año anterior.

Los datos surgen de la propia DNA, convertidos a tipo de cambio promedio de cada mes, en los períodos considerados. Las transacciones en de comercio exterior se realizan básicamente en la moneda estadounidense.

La participación relativa de los diversos tributos recaudados por la DNA permanece prácticamente sin modificaciones desde el último cambio relevante que fue el incremento de la tasa consular que alcanza ya casi el 8% del total recaudado por el organismo.

 Tributo3Q
2019
 IVA + IVA Anticipo61,70%
TASA GLOBAL ARANCELARIA12,20%
 TASA CONSULAR7,90%
 IMESI ANTICIPO7,02%
 IRAE ANTICIPO6,40%
 OTROS4,78%

La DNA es responsable de recaudar 36 tasas, impuestos o sus anticipos , gravámenes, certificados (en la mayoría de los casos para otros organismos) por tres regímenes: importación, exportación y mercadería en tránsito.

Pese a esa variedad de impuestos, tasas y gravámenes, la recaudación del organismo se encuentra  muy concentrada. Los cinco tributos expuestos representan más del 95% de la recaudación total, tornando el resto de los 30 tributos distorsivos y de recaudación marginal.

“La caída en la recaudación de la ADUANA en algún punto era esperable teniendo en cuenta la evolución a la baja que han tenido las importaciones en los 9 meses del año. Cabe recordar que la mayor carga fiscal recae sobre las compras al exterior de bienes, y éstas han caído en el entorno del 7,5% (sin considerar compras de petróleo)” opinó el Cr. Marcos Soto, socio de CSC

ACUERDO MERCOSUR – EFTA

By #MonitorComex

Durante la semana pasada se alcanzó un acuerdo entre el MERCOSUR y el llamado EFTA. En nuestro #MonitorComex analizamos el status en el intercambio comercial con Uruguay y rubros con mayor potencialidad.

¿Qué es el EFTA?

El EFTA es un acuerdo, zona de libre comercio entre algunos países Europeos que no integran la Unión Europea. Noruega, Suiza, Islandia y  Liechtenstein. Es un mercado de 14 millones de personas de alto poder adquisitivo.

¿Qué tipo de productos les vendemos?

Si analizamos el comercio con los países del EFTA encontramos que es un mercado en descenso para nuestras exportaciones. Básicamente los países que nos compran son Noruega y Suiza. El año pasado se le exportaron unos USD 46 millones, más de la mitad de las colocaciones fueron carne bovina por un total de USD 24 millones, y el otro rubro relevante representando el 36%, unos USD 17 millones, de lo colocado era el Oro que se extraía de las minas en Rivera. Algo de Lana y muy poco de cítricos. Digamos que las ventas están muy concentradas en esos rubros. 

El 2019 ¿como viene?

Con una reducción muy fuerte de los montos colocados. En lo que va del año, con datos cerrados a Julio, se han exportado USD 17 Millones, cuando en igual período del año anterior se llevaban vendidos USD 32 Millones. Una reducción del 46% de las exportaciones. Esta reducción se explica porque se han discontinuado las exportaciones de Oro. Adicionalmente tenemos un desafío interesante ya que el comercio es deficitario para nuestro país, teniendo en cuenta que las importaciones superaron ya en 2019 los USD 93 millones incluyendo compras de petróleo y medicamentos y cosméticos.

.

¿Qué potenciales productos pueden verse beneficiados?

Primero deberíamos analizar la «letra chica» del acuerdo para evaluar los grupos arancelarios que se desgravan y los periodos de apertura. Igualmente un buen ejercicio es repasar qué artículos importan estos países. Suiza importa desde el resto del mundo USD 278 mil millones y Noruega 87 mil millones. Para hacernos una idea relativa, Uruguay importa USD 9 mil Millones al año. Son países que compran muchísimo más que el nuestro. En el caso de Noruega algunos rubros que nos pueden interesar son plásticos y sus manufacturas, ellos importan por un total de USD 2.600 Millones, o productos farmacéuticos por importes similares. De madera y sus derivados UDS 1.600 millones, frutas USD 800 millones, ya de Lácteos algo menos USD 160 millones. En el caso de Suiza importan productos farmacéuticos por USD 30 mil millones, plásticos por USD 7 mil millones, madera por USD 2 mil millones, carne USD 700 millones y lácteos USD 650 millones.

¿Qué valoración se puede hacer de estos números?

El EFTA no parece ser un gran mercado, o un mercado con un gran potencial, pero puede sumar en varios rubros. Como veíamos las diferencias entre los números que manejamos en Urugua y lo de estos países Europeos es significativa. Por tanto, se abren oportunidades para sectores puntuales, principalmente aquellos que mencionados. Que son rubros que Uruguay ya exporta, y que éstos países compran en cantidades interesantes. Adicionalmente, es importante desde el puntos de vista cualitativo, es decir, es el segundo acuerdo que el MERCOSUR cierra en muy poco tiempo, esto ratifica la ola aperturista del bloque, así que, desde ese punto de vista es muy positivo. Luego hay que recordar, que una vez entrada en vigencia, este tipo de acuerdo traen, o al menos es esperable que asi sea, algún tipo de corriente de flujos de inversión. Comercio e inversión son caras de una misma moneda.

*Respuestas preparadas por el Cr. Marcos Soto, socio de Cibils – Soto Consultores, e integrante de la Dirección Académica de la Escuela de Negócios de la Universidad Católica del Uruguay.  

Uruguay acumula déficit comercial con el MERCOSUR

By #MonitorComex

En momentos en que comienza la cumbre de Presidentes del MERCOSUR, y que el bloque parece activarse en su estrategia de inserción internacional, analizamos el comportamiento del comercio entre Uruguay y sus socios comerciales.

Nuestro país acumula un déficit comercial de USD 360 millones con los países del MERCOSUR en los primeros 6 meses del año. Esta situación abierta por país refleja saldos negativos con Argentina (USD 240 millones) y Brasil (USD 145 millones) y saldo positivo con Paraguay (USD 25 millones).

El volumen de negocios comerciales totales (sumado exportaciones e importaciones alcanza los USD 1.945 millones, en el primer semestre de 2019.

Al comparar el intercambio comercial con igual período del año anterior encontramos una retracción en el volumen total de operaciones del 6,5%, ya que las exportaciones al bloque sumadas a las importaciones sumaban USD 2.081 millones.

Sin embargo, hubo una fuerte mejora en el saldo comercial si tomamos en cuenta que el déficit del primer semestre de 2018 fue de USD 448 millones.

Existió una mejora de saldo con todos los países principalmente por caídas en las importaciones. En 2019 se han reducido las compras al bloque en USD 110 millones.

«A pesar de este escenario de mejora en el saldo comercial, continuamos acumulando un fuerte déficit, lo que desnuda de algún modo la vigencia de las asimetrías entre los países. A la vez la mejora se da principalmente por reducciones en las importaciones (no por incremento de exportaciones), lo que podría no ser del todo saludable. Uruguay debe trabajar estos temas en agenda del bloque, con el objetivo de equilibrar el intercambio comercial», comentó el Cr. Marcos Soto socio de la consultora CSC Uruguay.

Registro de Estados Contables ante la AIN

By Noticias

Les recordamos que el próximo 6 de julio vence el Registro de los Estados Contables ante la Auditoría Interna de la Nación (AIN) para las empresas con cierre de ejercicio 31 de diciembre. 

La normativa actual en materia de Registros de Estados Contables establece que las sociedades comerciales (todos los tipos sociales), las sociedades civiles, asociaciones civiles, fundaciones, cooperativas, sociedades y asociaciones agrarias, entidades no residentes con establecimiento permanente en Uruguay (por ejemplo sucursales) o que radiquen en territorio nacional su sede de dirección efectiva para el desarrollo de actividades empresariales en el país o en el exterior, los fideicomisos y los fondos de inversión no sometidos a regulación por el BCU, deben registrar sus estados contables, previamente aprobados por el órgano competente, ante la Central de Balances Electrónicos de la Auditoría Interna de la Nación (AIN), siempre que:

A) Sus ingresos por actividades ordinarias superen UI 26.300.000, considerando el valor de la UI al cierre del ejercicio.

B) Se obtengan ingresos superiores a las UI 4.000.000 siempre que al menos el 90% de dichos ingresos generen rentas que no sean de fuente uruguaya.

Consecuencias del incumplimiento


El incumplimiento de la obligación de registrar tiene consecuencias importantes:

  • Por registrar fuera de plazo: multa de 2.000 UI (aprox. $ 8.350). En caso de reiteración en un período de 5 años calendario, se aplicará una multa de 3.000 UI (aprox. $ 12.530), que no será acumulable con la anterior.
  • Imposibilidad de distribuir utilidades hasta que no se hayan registrado los estados financieros. En caso de incumplirse esta prohibición se aplicará a la entidad una multa de 125.000 UI (aprox. $ 522.300) y de 250.000 UI ($ 1.044.600) si el incumplimiento de la obligación de no distribuir utilidades hasta tanto se realice el registro de los EEFF se reitera en un período de 5 años.
  • La reglamentación fijó en UR 10.000 ($ 11.651.400) el tope máximo de multas a aplicar a la entidad.
  • Suspensión del certificado único de DGI: la AIN, una vez notificada la imposición de la multa, debe comunicar a la DGI la nómina de las entidades incumplidoras a efectos de que el organismo fiscal suspenda la vigencia del certificado anual.

Es muy importante tener presente que la AIN está actualmente fiscalizando efectivamente el cumplimiento de estas obligaciones y abre expediente a aquellas sociedades con ingresos declarados frente a DGI que alcancen los parámetros que exige la norma para ser sujeto obligado a registrar los estados financieros. 

Exportaciones de miel caen un 45%

By Noticias

La actividad de la apicultura en Uruguay no se encuentra en su mejor momento. Como tantas otras disciplinas productivas, la miel depende de la posibilidad de colocar el producto en los mercados internacionales.

Es un sector que se encuentra por un lado sujeto a cada vez más estrictos controles sanitarios y a la vez a presión de precios y competencia internacional.

A modo de referencia, las exportaciones de miel uruguaya habían alcanzado en el año 2015 a los USD 40 millones, sin embargo durante el año 2018 solo se lograron colocar algo más de USD 14 millones lo que implicó una caída del 69% en el período. Y si lo comparamos con el año 2017 la caída es de 45%.

El comienzo de 2019 muestra un crecimiento en las colocaciones del orden de 19% en los cuatro primeros meses del año versus los primeros cuatro meses del 2018 pero aun 31% menos que en el mismo período de 2017.

Los principales destinos de las exportaciones de miel son países de la Unión Europea y EEUU. España y Alemania, representan en este 2019, el 52% de las exportaciones del rubro.

Valor total exportado a nivel mundial en el sector de la miel ascendió a USD 2.240 millones, siendo el principal exportador China con el 12% de las exportaciones totales.

«Debemos analizar que nos viene sucediendo con este tipo de rubros que son relevantes pero quizás no tradicionales. Hacen a nuestra diversificación de la matriz exportadora y al desarrollo de pequeños y medianos emprendimientos. Uruguay ocupó en el año 2015 el lugar 17 en el ranking de exportadores mundiales y en 2018 bajamos al número 30. Eso quiere decir que no es que producto se haya deprimido a nivel mundial sino que desnuda dificultades domesticas. Argentina que es el 3er exportador mundial y Brasil que es el 11vo, han mantenido una regularidad mucho mayor sosteniendo en gran medida los niveles exportados y su peso relativo» analizó el Cr. Marcos Soto socio de CSC Uruguay e integrante de la Dirección Académica de la UCU Business School.

Exportaciones a Argelia crecen 33%

By #MonitorComex

Las exportaciones a Argelia crecen un 33% en el primer trimestre de 2019 y se consolida como uno de los principales mercados de exportación para el Uruguay y el principal cliente de nuestros lácteos y trigo.

En efecto, las colocaciones en los primeros tres meses de este año alcanzaron los USD 52 millones según datos de la Dirección Nacional de Aduanas (DNA). El 33% corresponde a ventas de Trigo y el 67% restante corresponde al sector lácteo.

Con estos resultados, el país africano se ha constituido en el 5to destino de nuestras exportaciones detrás de China, Brasil, EEUU y Argentina (exceptuando las zonas francas). El crecimiento relativo de este mercado se sintetiza en dos grandes datos: a) a esta altura del año pasado Argelia era el 9no mercado, por tanto hace un salto relativo de 4 puestos y b) en estos primeros tres meses de 2019 ya se llevan colocadas más ventas que todo lo realizado en el año 2016.

La relevancia de este mercado también es relevante desde el punto de vista sectorial. Constituye el 25% de las colocaciones de lácteos y el 47% de las exportaciones de trigo realizadas este año.

«Para Uruguay es importante poder diversificar destino de exportación y éste parece ser un buen ejemplo. El proceso de compraventa internacional es complejo, y entre otros aspectos a cuidar son las condiciones de acceso y también de cobro sobretodo cuando comerciamos con otras culturas. También es una señal del increíble potencial, aún inexplorado, que tiene el continente Africano. Países con altas tasas de crecimiento económico y también demografico» opinó el Cr. Marcos Soto, socio de CSC Uruguay.